burda style 01/2019 - Modelo de diseñador - Valentin Yudashkin

El diseñador ruso Valentin Yudashkin, convierte la moda en un auténtico arte con sus diseños dignos de cuento.

En un mundo en el que en este momento el estilo deportivo y la comodidad reinan sobre todos los demás, las creaciones del diseñador Yudashkin parecen sacadas de un cuento de hadas. Sus glamurosos abrigos parecen hechos para una emperatriz y sus vestidos, muy ricos en bordados y hechos con los tejidos más delicados, nos recuerdan a la Reina de las Nieves. Pero estas prendas, aparentemente tan ligeras y sencillas cuando las vemos en la pasarela, son el resultado de muchas horas de trabajo manual, y una carrera profesional rigurosa. Cuando a una edad muy temprana descubrió que adoraba la moda, no permitió que nada le impidiera alcanzar su sueño, graduarse en diseño de moda en el centro de estudios Moscow Industrial College. Poco tiempo después, celebró su primer show, que coincidió con la Perestroika, justo el momento en el que Rusia abría sus puertas a nuevas ideas. Sus modelos causaron tanto furor que Yudashkin prácticamente se convirtió en una celebridad en Rusia de la noche a la mañana. Y esto fue algo que le siguió hasta su fase en París. Porque el que hasta ahora parecía un sueño excesivamente audaz, presentar sus diseños en la capital de la moda, no tardó mucho en cumplirse. La primera colección de alta costura que presentó en París, «Fabergé», debía su nombre y también su fuente de inspiración al legendario joyero ruso. Con ella consiguió impresionar a los críticos de moda y a otros diseñadores famosos como Pierre Cardin y Paco Rabanne, y le abrió inmediatamente las puertas de museos importantes como el Louvre y el California Fashion Museum. A pesar de que hasta el día de hoy sigue gozando del éxito de nivel internacional, su fuente de inspiración sigue siendo su país natal. La espectacular levita que te presentamos en esta edición, es de su colección actual, inspirada en el invierno tal y como se vive en las calles de Moscú. Las líneas del patrón y la silueta nos recuerda a las construcciones de estilo barroco. La paleta de colores, beige y gris, se inspira en los copos de nieve, mientras que el brillo de las perlas y la pedrería son una reminiscencia de los cristales de hielo. Los detalles no fueron elegidos al azar. Las chaquetas y los abrigos están adornados con botones XL con perlas. Los vestidos están decorados con pedrería, lentejuelas y strass. Los tejidos tradicionalmente reservados para el invierno como el crêpe, la lana, el mohair y la cachemira se alían con materiales fluidos y femeninos como la seda, la organza, el encaje y el chiffon. Déjate seducir por este encantador y misterioso mundo de ensueño. ¡Diviértete cosiendo!